Skip to content
Notification Image

Important! APA's Online Systems Updated.

Password reset will be required.

Read more here >

¿Qué es el trastorno por consumo de sustancias (adicción)?

ver en ingles

El trastorno por consumo de sustancias (TCS) es un padecimiento que se define como el uso problemático de una sustancia como alcohol, drogas o medicamentos recetados. El individuo consume intensamente y a pesar de las consecuencias dañinas. Esto afecta su capacidad de funcionar día a día. A los TCS más graves a veces se les llama adicciones. El uso de alcohol y drogas es una de las causas principales de enfermedades prevenibles y muerte prematura en Estados Unidos. En 2020, 6.2 millones de hispanos o latinos de 12 años en adelante tuvieron un TCS en el último año (NSDUH, 2020). Casi 90% de este grupo nunca recibirá tratamiento.

Las personas con trastorno por consumo de sustancias podrían ver sus pensamientos o comportamientos alterados. Los cambios en la estructura y función cerebral provocan que las personas tengan ganas intensas de consumir, cambios en la personalidad y movimientos fuera de lo usual. Esto afecta su juicio, toma de decisiones, aprendizaje, memoria y control del comportamiento.

Estos cambios pueden durar mucho tiempo después de que terminan los efectos inmediatos de la sustancia. Cuando el consumidor siente los efectos de la sustancia se llama "período de intoxicación". La intoxicación es la intensificación del placer, la euforia, la tranquilidad y la percepción incrementada después del consumo, que difiere entre cada sustancia. Algunas personas desarrollan tolerancia.  Estas personas necesitan dosis mayores de la sustancia para sentir los efectos, con el paso del tiempo.Los trastornos por abuso de sustancias también pueden estar presentes durante el embarazo.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Abuso de Drogas, las personas empiezan a consumir drogas por una serie de razones, que incluyen:

  • Para sentirse bien: sensación de placer, de estar "high" o de "intoxicación"
  • Para sentirse mejor: aliviar el estrés, olvidar los problemas o no sentir nada
  • Para hacer las cosas mejor: mejorar el desempeño o pensamiento
  • Por curiosidad y presión de pares, coacción o experimentar

Además de las sustancias, las personas también pueden desarrollar una adicción a ciertos comportamientos, como el juego (trastorno del juego), trastornos alimenticios, adición al sexo, a los medios o redes digitales y a los juegos en internet Las personas con adicciones al consumo de sustancias y comportamiento podrían estar conscientes de que existe un problema pero no pueden parar. La adicción puede causar problemas físicos y psicológicos. También puede provocar problemas interpersonales con familiares, amistades y colegas.

Los síntomas de un trastorno por consumo de sustancias se agrupan en cuatro categorías:

  • Control afectado: son las ganas o la fuerte urgencia de consumir sustancias; deseo o intentos fallidos de reducir o controlar el consumo de sustancias.
  • Problemas sociales: el consumo de sustancias provoca no completar tareas importantes en el trabajo, la escuela o el hogar; se renuncia a o disminuyen las actividades sociales, laborales o de esparcimiento debido al uso de sustancias.
  • Consumo de riesgo: las personas se exponen a entornos riesgosos para conseguir o consumir las sustancias.
  • Efectos de la droga: tolerancia (necesidad de consumir cantidades mayores para obtener el mismo efecto); síntomas de abstinencia como escalofríos, calambres, diarrea, pupilas dilatadas, inquietud, ansiedad, náuseas, vómito, insomnio y ganas muy intensas de consumir. Estos síntomas pueden varias según la sustancia.

Muchas personas experimentan el trastorno por consumo de sustancias junto con otros trastornos psiquiátricos. Con frecuencia, otro trastorno psiquiátrico antecede a un trastorno por consumo de sustancias, o el consumo de una sustancia podría desarrolar o empeorar otro trastorno psiquiátrico.

Cómo se trata un trastorno por consumo de drogas?

Existen tratamientos eficaces disponibles para el trastorno por consumo de drogas. Para la mayoría, una combinación de medicamentos con terapia individual o grupal es el más eficaz.

El primer paso es reconocer que existe un problema. Luego, un profesional de la salud debe realizar una evaluación formal de los síntomas. Todos los pacientes pueden beneficiarse de un tratamiento, sin importar si el trastorno es leve, moderado o grave. Lamentablemente, muchas personas que cumplen con los criterios de un trastorno por consumo de sustancias no reciben ayuda.

Los TCS afectan muchos aspectos de la vida de una persona, así que frecuentemente se requieren varios tipos de tratamiento. Los enfoques que abordan la situación en particular de una persona y cualquier problema médico, psiquiátrico o social concomitante son los mejores para llegar a una recuperación continua.

Se utilizan los medicamentos para controlar las ganas de consumir drogas, aliviar los síntomas de abstinencia y prevenir recaídas. La psicoterapia puede ayudar a las personas con TCS a comprender mejor su comportamiento y sus razones por consumir. Durante la terapia se desarrolla un mayor autoestima, estrategias para lidiar con el estrés y se tratan otros problemas psiquiátricos.

El plan de recuperación es especifico para cada persona, basado en las necesidad de cada quien y puede incluir estrategias distintas al tratamiento formal como:

  • Hospitalización para el manejo médico de la abstinencia (desintoxicación)
  • Comunidades terapéuticas (entornos altamente controlados y sin drogas) o casas de sobriedad
  • Manejo del medicamento ambulatorio y psicoterapia
  • Programas ambulatorios intensivos
  • Tratamiento residencial ("rehabilitación")
  • Muchas personas encuentran útiles los grupos de ayuda mutua (Alcohólicos Anónimos, Narcóticos Anónimos o SMART Recovery)
  • Grupos de autoayuda que incluyen a miembros de la familia (grupos familiares Al-Anon o Nar-Anon)

Los 13 principios del tratamiento eficaz para la adicción a las drogas

Estos 13 principios del tratamiento eficaz para la adicción a las drogas se desarrollaron basados en tres décadas de investigación científica. La investigación muestra que el tratamiento puede ayudar a personas drogadictas para que dejen de consumir drogas, evitar una recaída y recuperar exitosamente sus vidas.

  1. La adicción es una enfermedad compleja, pero tratable que afecta la función y el comportamiento del cerebro.
  2. Ningún tratamiento único es apropiado para todos.
  3. El tratamiento debe estar disponible de inmediato.
  4. El tratamiento eficaz abarca varias necesidades de la persona, no solo su abuso a las drogas.
  5. Es fundamental permanecer en el tratamiento durante un período adecuado.
  6. La terapia, ya sea individual o grupal, y otros tratamientos del comportamiento son las formas de tratamiento para el abuso de drogas que comúnmente más se usan.
  7. Los medicamentos son un elemento importante del tratamiento para muchos pacientes, en particular cuando se combinan con terapia y otros tratamientos del comportamiento.
  8. El plan de tratamiento y servicios de una persona debe evaluarse y modificarse continuamente según sea necesario, para garantizar que cumple con sus necesidades cambiantes.
  9. Muchas personas adictas a las drogas también tienen otros trastornos mentales.
  10. La desintoxicación médicamente asistida es solo la primera etapa del tratamiento para la adicción y, por sí sola, hace muy poco para cambiar el abuso de drogas a largo plazo.
  11. El tratamiento no tiene que ser voluntario para ser eficaz.
  12. El uso de medicamentos durante el tratamiento debe vigilarse continuamente, ya que ocurren recaídas durante el tratamiento.
  13. Los programas de tratamiento deben evaluar que los pacientes no padezcan VIH/SIDA, hepatitis B y C, tuberculosis y otras enfermedades infeccionas, así como proporcionar terapia centrada en la reducción de riesgos para ayudar a los pacientes a modificar o cambiar comportamientos que los ponen en riesgo de contraer o propagar enfermedades infecciosas.

Fuente: Instituto Nacional de Abuso de Drogas. Estos principios se detallan en los Principios del tratamiento para la adicción a las drogas: una guía basada en investigación de NIDA.

Más información

Medical leadership for mind, brain and body.

Join Today